Restauración de cultivos abandonados

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 votos, media: 4,80 sobre 5)
Cargando…

La restauración de cultivos abandonados permite recuperar el paisaje y la vegetación original en los ecosistemas transformados por la práctica de la agricultura.

La agricultura inició ocupando pequeñas extensiones de terreno pero el avance de la tecnología y el desarrollo de la técnica han permitido intensificar la producción y aumentar la superficie cultivada.

Fuente: pixabay

Hasta el siglo pasado la tendencia ha sido de ocupar mayores extensiones de tierra pero esta disposición ha cambiado y en la actualidad predominan los cultivos abandonados.

Principales causas del abandono de cultivos

  • La variabilidad de las precipitaciones
  • Los periodos de sequía
  • El aumento de la salinidad de los suelos ligado al aumento de la aridez
  • El desarrollo de la maquinaria que sólo puede utilizarse en terrenos accesibles.
  • Pérdida de rentabilidad de los terrenos

Un cultivo abandonado por si solo puede evolucionar y retornar a las condiciones originales o hacia otras condiciones distintas pero en la actualidad lo más habitual es que el terreno permanezca estacionario.

¿Qué ocurre con los cultivos abandonados?

Cuando un cultivo es abandonado normalmente sufre una degradación que favorece la desertificación y la erosión del terreno, además de aumentar el riesgo de incendios, la pérdida de biodiversidad y la destrucción del paisaje.

En la actualidad, la restauración de los cultivos abandonados es un proceso más difícil y lento debido a las prácticas agrícolas intensivas.

Tipos de restauración de cultivos abandonados

La restauración de cultivos abandonados se puede realizar de forma activa o pasiva. La restauración activa consiste en reintroducir de forma artificial las plantas que colonizaban el terreno antes de ser utilizados en la agricultura.

Fuente: Pixabay

En cambio, en la restauración pasiva o natural se deja que el terreno evolucione de forma natural sin ser manipulado. Retornar a las condiciones iniciales puede ser un proceso lento debido a la presión a la que han sido sometidas la tierra con las modernas técnicas agrícolas.

En un cultivo abandonado las primeras plantas que se establecen son oportunistas, buenas colonizadoras y competitivas. Este tipo de plantas puede retrasar el proceso de restauración.

Para que la restauración pasiva tenga éxito tiene que afrontar problemas de dispersión, escasez de agua o competencia con otras plantas que son factores que pueden retardar la recuperación del ecosistema.

En la restauración activa se utilizan técnicas específicas como la siembra de nuevas plantas, eliminación de hierba, protección contra los herbívoros y riego.

El objetivo de la restauración de los cultivos abandonados es reproducir un ecosistema con una composición y estructura concretas.

La restauración activa es más rápida, tiene menos riesgos pero tiene un coste mayor en comparación con el método pasivo.

Descubre más en nuestro blog sobre la restauración ecológica

curso-restauración-ambientalCURSO DE RESTAURACIÓN ECOLÓGICA DE ESPACIOS DEGRADADOS

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here