Las principales causas de la disminución del número de aves agrícolas invernales fornidas por el SEO/ BirdLife son:

  • Cambios en la agricultura como la intensificación de los cultivos.
  • La desaparición de la ganadería extensiva.
  • La desecación de humedales.
  • La falta de carrizales.
  • El abandono rural.
  • El uso de productos químicos.
  • Las actividades cinegéticas no controladas.
aves agrícolas invernales
Los cambios en la agricultura es una de las causas del descenso de las poblaciones de aves agrícolas invernales. Fuente: hidroblog.com

En los últimos treinta años son siete las especies de aves agrícolas invernales que se han visto más afectadas por la transformación de la agricultura y han sufrido un declive más acusado de su población.

En particular, el escribano cerillo y el escribano palustre, son dos especies de aves agrícolas invernales que han visto reducida su población a la mitad.

Las siete especies de aves agrícolas invernales más afectadas por la alteración del medio rural son el avefría, el bisbita alpino, el escribano cerillo, el escribano palustre, la perdiz roja, el zorzal alirrojo y el zorzal real.

El Programa Sacin: seguimiento de las aves agrícolas invernales

El objetivo de este programa es seguimiento e inventario natural de las aves invernales para determinar su evolución y se lleva a cabo desde el periodo de años 2008/2009 a una escala nacional.

El programa Sacin es coordinado por el SEO/BirdLife y cuenta con la participación de unos 600 voluntarios.

aves agrícolas invernales
Voluntarios realizando observaciones. Fuente: seo.org

Los voluntarios recorren a pie espacios naturales al amanecer y van observando y tomando nota de todas las especies que se encuentran por un periodo de dos horas durante dos días.

Posteriormente con los datos obtenidos se realizan análisis estadísticos para determinar la evolución de las poblaciones de las aves en invierno y así poder ver su estado de conservación.

Dentro del programa Sacin existen dos modalidades de participación según donde se lleven a cabo las observaciones. La primera modalidad es el Sacin general que realiza su estudio en todos los hábitats y la segunda modalidad es la que realiza exclusivamente en el medio urbano y se conoce como Sacin urbano.

Las aves son un buen índice ambiental ya que a través del estado de conservación de la especie y de la variación en su distribución representan un excelente indicador del cambio climático.

Además las aves son indicadores del estado de la biodiversidad no sólo porque los cambios en sus poblaciones indican factores ecológicos sino también porque las encontramos en todos los tipos de hábitats, son muy sensibles a los cambios ambientales y se muestrean con facilidad.

 

¡Comenta desde tu cuenta de Facebook!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here