El desarrollo de Latinoamérica está condicionado al acuerdo sobre el cambio climático

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (4 votos, media: 5,00 sobre 5)
Cargando…

Para Latinoamérica y el Caribe, una de las regiones más vulnerables al cambio climático, es vital que en París se llegue a un Acuerdo lo suficientemente transformador, ambicioso y equitativo, capaz de sentar la base para un desarrollo sostenible y bajo en carbono.

Los compromisos que pusieron sobre la mesa más de 150 países, responsables de cerca del 90% de las emisiones globales, no son suficientes. Es más, según el último Informe sobre la disparidad de emisiones que publicó el PNUMA, si cumplen  sus propuestas nos encaminaremos a un escenario de 2.7°C de calentamiento en relación con la temperatura preindustrial. Esta cifra sobrepasa significativamente 1.5°C, el límite que la comunidad científica aconseja no trasgredir para evitar un desajuste climático de consecuencias graves e irreversibles.

Fuente: www.republica.com
Fuente: www.republica.com

Si la temperatura promedio global supera 2°C, los huracanes podrían aumentar 40% y su energía se duplicaría. Hasta 70% de los cultivos de soja en Brasil estarían en peligro de desaparecer, así como 45% de los de maíz en México. Aumentaría el blanqueamiento coralino y la captura de peces en el Caribe decrecería 50%. Esta es tan solo una muestra de los efectos devastadores del calentamiento global en Latinoamérica.

En el Acuerdo de París debe quedar explícito que los países del mundo están encaminados a cumplir con la meta global de no sobrepasar 1.5°C en relación con la temperatura preindustrial. Esto es fundamental porque para mantenernos por debajo de ese umbral tenemos que operar bajo un presupuesto de carbono común. Es decir, un límite máximo de emisiones que no debemos exceder. Según la ciencia, eso significa que para 2050 solo podremos explotar 20 por ciento de las reservas existentes de petróleo, gas y carbón.

WWF cree que esa transición es posible gracias a los avances tecnológicos y a la caída de los precios de las energías limpias que cada vez se vuelven más competitivas. Sin embargo, necesitamos una visión clara sobre el uso de la energía a corto, mediano y largo plazo que se refleje en políticas públicas e incentivos adecuados.

Fuente: Roberto Troya, Director de WWF Latinoamérica y el Caribe para «Creadores de opinión (CDO) verde»

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here